News
Loading...

VIRGENES DEL SOL INN CABARET DE ALEXIS FIGUEROA: UNA OBRA MAESTRA por EDUARDO J. FARIAS ALDERETE



VÍRGENES DEL SOL INN CABARET DE ALEXIS FIGUEROA: UNA OBRA MAESTRA por EDUARDO J. FARIAS ALDERETE



Escribir acerca de Alexis Figueroa siempre será un reto. Desde la Neovanguardia de los ochenta, a la llegada de la democracia con las generaciones de nuevos poetas con ansias de crecer, Figueroa representó una línea señera,  un impulso para adentrarse en las figuras que mantuvieron por los 80  la cultura under que cohabitaba con el concepto férreo acuñado por la dictadura: “el apagón cultural”.


Ya leer “Alicia en la clínica” en el año 1994 ingresar en el nuevo mundo de la poesía que entregaban Rodrigo Lira, Enrique Lihn, Tomás Harris, Teresa Calderón, Soledad Fariña, Elvira Hernández y otros que en este momento se escapan de la memoria, momento exacto en que la poesía dejo de ser Neruda, un pálido Huidobro o un celebrado Parra.


El desprevenido lector no se percataría de que está ante un poemario “ochentero” si no es por conceptos que actualmente ya no existen o la ausencia de los términos de las décadas del siglo XXI, a pesar de esto goza de una frescura que al parecer se mantendrá en el tiempo.


Para los amantes de la memorabilia habría que decir que el poeta en comento obtuvo el Premio de La Casa de las Américas en 1986 por el poemario Vírgenes del Sol Inn Cabaret, un poema en conjunto, atractivo, inquietante, pletórico de lecturas y relecturas, un reto a los sentidos líricos y un controversial concepto de la mujer, apenas aceptado en los ochenta, década timorata, y  en la actualidad potencialmente en juicio por grupos feministas (Si tuvieran la oportunidad de “mal interpretarlo”). Me refiero directamente a vigorosa vinculación entre la figura femenina con el placer sexual, una suerte de “cosificación” de la mujer, obviamente a través de las eras de la humanidad se mantuvo esa sensación esa visión utilitaria que convivió con otras, tema digno de miles de estudios sociológicos. Esta cosificación logra que las mujeres contenidas en estos versos son capaces de transformarse, enajenarse (comercializarse) capaz de volverse una máscara, actuar en el rol que se le encomiende y el que se pueda transar en dinero.


“Apuren paso para ver como bailan las muchachas,

doblando su cintura, frágiles palmeras azotadas

por el viento tropical.

Venid a los túneles de carne, calientes y esponjosos

                                                                       os esperan

Las rociaremos con champaña si bebéroslas desean.

(si lo quieren) mantel, mesa serán de vuestra cena.


Las decoraremos, pintaremos, moldearemos.

La cara en general, sus dos rosados labios,

el largo del vestido.”


Figueroa adopta una visión crítica ante lo plástico de los medios de la televisión cuando la misma explotaba a mansalva a la mujer en programa en horario nocturno, cuando el régimen apostaba  férrea y financieramente para distraer a la nación,   recurso  que a regañadientes de  la  facción  femenina de  la oligarquía gobernante. La introducción de una exigencia estética de la mujer, la  creación de un estereotipo distante de la mujer común y que se separaba abismalmente de los predominantes en décadas anteriores.


“Entrad ya, no paséis frío,

vien benidos al cabaret del invierno luminoso,

vien benidos al salón de los bellos engranajes,

vien benidos al túnel del amor en las muchachas

de las luces de neón.


Vien benidos, pero antes recordad, mirad el lema,

que nuestro gigantesco zepelin de propaganda

escribe en sus costados, sobre el cielo:


“ELLAS SON PASTA MODELABLE/USTED PIDE/USTED

PAGA/ ELLAS SON ARCILLA EN NUESTRAS MANOS”.


Ahora este régimen se ve de alguna manera tangencialmente representado por toda la seguridad que rodea, es ahí que las “Zonas de Peligro” un homenaje a Tomás Harris, se materializa como un ciberboite, un puticlub rodeado de una zona militarizada,   de alguna manera me queda la sensación de que estos versos  me entregan un ambiente como la ciudad de Blade Runner, las luces  de neón y la oscuridad, el tratamiento  estético de Riddley Scott que de alguna manera se puede traducir con una deshumanización de sus habitantes, se me antoja  que las vírgenes del sol inn cabaret son “replicantes” femeninas programadas sólo para entregar placer de las diversas formas en que se pueda lograr, y de fondo a The Police con la canción  “Hungry for You (j'aurais toujours faim de toi) del Long Play Ghost in the Machine… recordar la portada del mismo que a primera vista aparecen tres ciber signos como de los relojes de cuarzo, como ideogramas chinos que a luz de un vistazo más profundo nos percatamos de la representación de sus tres integrantes, grupo que es citado apropiadamente por Figueroa.


Mucha atención con la prosa poética de “El Show del Salón Azul”, “La ciudad de una película. Welcome to the  machine II”.


“Adentro de los bares la gente intenta ser normal. De pronto  los edificios son móviles al rojo vivo y nosotros sombra de óxido sobre las estructuras del acero. Los buses policiales  son Stabiles de cuerpo negro. Dos más dos son cuatro enseña la maestra mientras en la puerta observa the Donald Duck Police. El aire parece el metal sucio de un espejo, disfrazando las cosas: (ahora) “Vamos a la maquina Buck-Rogers, al subterráneo de los flipers”, escriben los aviones en el cielo.”


Uno de los recursos mejor logrados en la estructura general del Vírgenes del Sol Inn Cabaret es el trabajo de las citas, siempre arma de doble filo, pero que utilizado de buena forma y como puntal  en el poema puede hacer más fluido el concepto que se desea entregar, la sucesión de citas y nominaciones nos entrega atmósfera, incluso temporal. Comencemos por los poetas, nombramos a Harris encontramos a Maquieira, dentro de los nacionales, escritores celebérrimos como William S. Burroughs, Georges Bataille, Antonin Artaud, Isidore Lucien Ducasse Conde de Lautréamont, Allen Ginsberg, el Marqués de Sade y el omnipresente, invisble y no citado Philip K. Dick. Pintores como Veemer, Rubens, Boticelli y el excelente  Hieronimus Bosch.  Músicos como Pink Floyd (Welcome to the Machine), Led Zeppelin, The Police (Ghost in the Machine), Madonna,  Rolling Stones, Tina Turner y otros como Pier Paolo Pasolini y Fellini  entre otros y un gran etc.


Atentos al trabajo gráfico dentro del poemario que más que un apoyo estético logran ser imprescindible, en el sentido de que, nos entrega una atemporalidad, ya que del contenido que podríamos situarlos en un futuro distópico, la  década de los ochenta a través de las citas e imágenes y  las fotografías del siglo antepasado de la década del setenta, simplemente muy apropiado.


“Vien venidos” a  una de los más brillantes masterpieces de la neovanguardia ochentera de la poesía nacional, Ediciones Cinosargo se encarga de traerla a los lectores de la actualidad, esta es la cuarta edición desde la premiada versión por la Casa de las Américas, con modificaciones cada una de ellas. Alexis Figueroa logra no dejar impávido al lector.



Share on Google Plus

About Daniel Rojas Pachas

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.

0 comentarios :